12/13/2013

El emotivo discurso del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, el martes durante la ceremonia en homenaje a Nelson Mandela, fue eclipsado en las redes sociales y en internet  por el selfie (autorretrato) del líder estadounidense junto a la primera ministra danesa y a su homólogo británico.

El llamado  selfie  -el retrato de uno mismo que habitualmente se cuelga en las redes sociales-, que se hicieron los tres mandatarios con el teléfono celular de Helle Thorning-Schmidt ha generado todo tipo de comentarios acerca de si su comportamiento fue el adecuado, dado que estaban en un funeral por el expresidente sudafricano.

Barack Obama en apurosEn una imagen tomada por el fotógrafo de la AFP Roberto Schmidt, la jefa de  Gobierno de Dinamarca, Helle Thorning Schmidt, se toma una foto con su teléfono junto a Obama, que sostiene el aparato, y al británico David Cameron.

Los tres lucen una gran sonrisa en sus asientos del estadio Soccer City de Soweto. Sus caras contrastan con la expresión seria de la primera dama estadounidense, Michelle Obama, sentada a la izquierda de su marido con los ojos mirando fijamente a la tribuna, donde los líderes mundiales rendían tributo al líder de la lucha contra el apartheid, fallecido el jueves a los 95 años.

También se está especulando sobre si la primera dama de EEUU, Michelle Obama, que aparece en la foto un poco separada de los tres y con gesto serio, estaba molesta con su marido o incluso celosa.

Un flirteo peligroso

El periódico sensacionalista New York Post puso incluso en su portada una foto de Obama y Thorning-Schmidt charlando entre risas, con Michelle al lado con el rostro serio. El titular afirma  Flirteando con peligro, haciendo un juego de palabras con los términos en inglés "peligro” y "danesa”.

Comentaristas y analistas se han paseado por las cadenas de televisión para dirimir si es apropiado o no tomarse un  selfie en un funeral, especialmente si eres un líder mundial de la talla de Obama.

  ¿Es el selfie más importante de 2013?  tituló la página web estadounidense Buzzfeed, que aseguraba que Michelle Obama parecía "no divertirse” en la improvisada sesión de fotos.

"¿Realmente el Presidente se tomó un  selfie en un funeral? Parece que la primera dama no lo aprobó”, es un ejemplo de los miles de tuits que surgieron ayer al respecto.

Cameron, por su parte, se lo tomó con humor y, preguntado por un diputado, dijo que por educación hubo de tomarse la foto, pues se la pidió la dirigente de Dinamarca, que es además nuera del exlíder laborista británico Neil Kinnock.

"En mi defensa, diré que Nelson Mandela desempeñó en la vida y en la muerte un papel extraordinario en unir a la gente. Entonces, por supuesto, cuando un miembro de la familia Kinnock me pidió una fotografía, pensé que lo educado era decir que sí”, explicó el primer ministro británico.

Más allá de la polémica, lo que parece claro es que el selfie de Obama, Cameron y Thorning-Schmidt es ya uno de los más famosos de los últimos tiempos.

Famosos  selfies

Popular Los selfies son muy populares en los últimos años. Los diccionarios de lengua inglesa Oxford eligieron selfie como palabra del año en 2013.

Papa En agosto, un "selfie papal” dio la vuelta a la red, mostraba al papa Francisco en compañía de un grupo de adolescentes en una foto tomada por uno de ellos.

Foto "Esta foto no hubiera tenido tanta importancia si los medios pudiésemos acceder a los dirigentes y mostrar que son seres humanos como los demás”, explicó el fotógrafo de la AFP que captó la instantánea.// Página Siete (BO)

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tu opinión es importante